Hace mucho tiempo, en una galaxia muy, muy lejana. Star Wars #1

Llegado desde editoriales Panini, Star Wars impreso fue. Casi el mismo pleito surgió, que con Kick Ass se vio. ¿Suficiente? Está bien, les escribiré normal. Tal como lo leen, algo que en nuestras redes sociales ya les habíamos anunciado. El supuesto rumor de Star Wars, que en tierras aztecas, sería impreso por Panini; cobraba fuerzas cada vez más. Hasta hace unos días, el rumor se consumó y por supuesto vamos a escribirles.

Con su llegada confirmamos que, estos son tiempos oscuros para nuestra cartera, más que nada. Traer Star Wars es ingresar fanbase que, hasta ahora, era ajena en México. Con la primera razón, que su nombre tiene peso y carga; más allá de los cómics. Su fanbase es, físicamente, tan grande que forman su propia religión e ir en contra es básicamente… pecado. Los fans de Star Wars son más duros que los fans de Batman, decir que poco o nada perdonan, es sin duda muy poco.

En fin, no vamos a calificar lo que es Star Wars, nosotros nos enfocaremos en el cómic. Algo hay que aclarar, cómics de Star Wars ha habido desde que se estrenaron las películas, allá por el año del descubrimiento de la rueda 1977 salieron los primeros números. Conforme la saga fue creciendo el universo de Star Wars se amplió con solo sus cómics y sagas literarias.

La historia es fácil de digerir, no es difícil de centrar dado nos dicen casi la fecha. Se desarrolla 2 meses después del final de la primera película, un par de meses después de la destrucción de la Estrella de la muerte. Centra su historia en 4 personajes principales: Leia Organa; en primer lugar, Han Solo, Luke Skywalker y Darth Vader.

La alianza rebelde está en crisis porque, desde la destrucción de Alderaan, sufren de aislamiento por falta de una base. Ningún sistema/planeta quiere darles refugio o asilo; temen represalias del imperio y al parecer hay un infiltrado imperial en las fuerzas rebeldes. Enseñan más a fondo lo que es la vida de Han Solo como cazarecompensas, el potencial el joven Skywalker es mostrado con un enfoque más apegado. En el otro lado de la moneda, Darth Vader tiene represalias por la destrucción de su base estelar: La Estrella de la Muerte.

Su arte, he de decir que, se limita a sólo ampliar el universo de Star Wars, más que nada, sacarle el potencial que merece, pero tampoco es cosa del otro mundo. Una mezcla película-cómic bastante orgánica; vamos, no pone a la misma limitación de los años 70’s, pero no exagera lo que es, no como la nueva trilogía. Sí algo hay de chistoso/cómico con su arte, es que el casco de Darth Vader que parece tener expresiones como un rostro. Se muestra más enojado o sorprendido, según su contexto.

Si bien, no es un cómic para cualquiera. No por el hecho que: “es que Star Wars es otro nivel muchacho”; no. Su cómic empieza a rellenar partes de las películas, contestar preguntas que se dejaron al aire, o que simplemente no le dieron peso. Su cómic es dirigido a los fans de la saga, sólo diciendo que, si no disfrutan sus largometrajes es probable que no disfruten el contenido del cómic.

Como ya es costumbre, Panini lo imprime en tomo doble, para no perder la tradición, la cuestión es que sigue teniendo el mismo precio ($40mxp) que los demás tomos dobles. Ser tomo sencillo, como originalmente fue impreso por Dark Horse, hubiera sido algo que le daría más peso o más "caché", aparte que sería más accesible. Si son fan es, sin duda, algo que deberán considerar comprar, si no, no se apuren. Es una impresión que los fans de Star Wars apreciarán más que otros.

0 comentarios: